Amberian Dawn (Circus Black) – Crítica

Publicado por el 30 abril, 2012

Artista: AMBERIAN DAWN
Álbum: CIRCUS BLACK
Estilo: Neoclassical Power Metal
Fecha: 29 de Febrero de 2012
Sello: Spinefarm Records
Nota: 7,4/10

Dos años han pasado desde la edición de “End of Eden”, tercer álbum de los fineses AMBERIAN DAWN, casi sin tiempo para respirar, ya tenemos nuevo trabajo en la calle con el nombre de “Circus Black”, y tal como nos tienen acostumbrados; las buenas portadas resaltan a la vista; la estilizada belleza que desprende la nueva tapa; nos deja ver el colorido oculto de las nuevas canciones; y la verdad que no es de extrañar; sobre todo cuando en uno de los temas, colabora el cantante de STRATOVARIUS, Timo Kotipelto; estoy hablando del corte número 2, “Cold Kiss”, belleza angelical a raudales a cargo de la majestuosa voz de su diva, “Heidi Parviainen”, un tema armonizado con parte sinfónicas, rápido, elegante, que sin destacar demasiado la labor de las guitarras, la atmósfera orquestal tapa los demás instrumentos, convirtiéndose esto, en una especie de power metal neoclásico con voz femenina al frente.

No tengo nada en contra del grupo; pero parece no haber calado muy hondo la propuesta de AMBERIAN DAWN entre la gente, ¿el porqué? no lo sé; y eso que su música se deja querer con las escuchas y es la mar de apetecible; además las melodías fraguan buenas canciones, mucho colorido instrumental, buenos solos de guitarra, y cantidad de sonoridades exquisitas que puestas en Heidi, te llevan a un universo mágico de colores; difícil de rechazar; quizás demasiados parecidos con otras bandas del estilo como EPICA, XANDRIA o NIGHTWISH, tienen la culpa, aunque quien sabe.

AMBERIAN DAWN siempre han estado escondidos y no se les ha reconocido su trabajo; ya digo es cuestión de gustos, lo aquí expuesto deja ver la grandeza de sus músicos, hasta cierto punto.El que quiera power metal sinfónico ya sabe, que mejor que adentrarse en este circo oscuro, escuchando el tema que le da nombre al disco, con un énfasis triunfal y un final lleno de gala, muy bien aprovechado por el toque orquestal, por supuesto, sigo pensando que el tema en el que colabora Timo Kotipelto, es el mejor de todos; y el que mejor química obtiene al final de la escucha; ambas voces se entremezclan a la perfección, con el resultado de una simbiosis vocal, única en todo el disco.

Imposible detenerse ante la belleza del piano en “Crimson Flower”, con una guitara cabalgante y la orquesta de fondo; tema que por cierto me ha recordado a la musicalidad exponencial de los primeros NIGHTWISH; preciosa la dulzura de su vocalista moldeando cada paisaje sonoro a través de su voz; hasta aquí todo perfecto; la dulzura circense con operísticos adornos de música clásica en “Charnel`s Ball” deja el listón muy alto; “Fight” con la guitarras de Kasperi y Tuomas, suavizando la intensidad de un álbum al que poco a poco se le van viendo puntos flacos; dotes repetitivas y planas que no llevan a ningún lugar; de aquí hasta el final, veremos lo mismo una y otra vez, “Letter” no pasa de un bien correcto; sí, muchas filigranas compositivas y orquestales; pero es la voz de Heidi la que sobresale por encima del resto de instrumentos; la que tapa a las guitarras, batería y demás apartados musicales, quedando estos en un segundo plano.

El problema de este disco, una vez que pasas el ecuador del mismo, muchos de de los temas no aportan nada de lo que hayamos visto antes, y para colmo el encanto termina convirtiéndose en desencanto, melodías estándar sin imaginación y repetitivas en “The Rivalry Between Good And Evil”, los mismos elementos sinfónicos y de ahí no sale la cosa, medida que te vas acercando al final; el disco se va quedando más cojo; los tempos se vuelven extraplanos, y el tema final (heredero de la música clásica) “Lily Of The Moon” comienza su andadura con un devenir de solos, y una potente base rítmica, con el bajo hondeando en la melodía, emprende un poco el vuelo, además os puede recordar a los madrileños DARK MOOR; lo dicho, los 4 o 5 temas iniciales son los que te enamoran, los demás no desentonan, pero tampoco son una cosa del otro mundo. Los amantes de AMBERIAN DAWN quizás lo vean con otros ojos, quien sabe, toca esperar y ver con que nos sorprenden la próxima vez.

Componentes:

Heikki “Joey Edith” Saari – Batería
Tuomas Seppälä – Guitarra, teclados
Heidi Parviainen – Voces
Kasperi Heikkinen – Guitarra
Jukka Koskinen – Bajo
Kimmo Korhonen – Batería

Tracklist:

01.Circus Black
02.Cold Kiss
03.Crimson Flower
04.Charnel’s Ball
05.Fight
06.Letter
07.I Share With You This Dream
08.Rivalry Between Good and Evil
09.Guardian
10.Lily of the Moon

WEB

Autor: Roxi Ortiz

1 Comentario

  1. rafa69

    8 julio, 2013 at 20:06

    Me ha parecido bastante aburrido el disco, en parte por la voz tan sosa de la vocalista, que tendrá muy buena voz, pero canta siempre muy lineal con el mismo tono, da igual que la música sea más rápida, más suave o más agresiva, siempre canta igual.

    Por otro lado, los músicos son buenos , pero las canciones son trozos copiados de otros grupos puestos un poco sin ton ni son.
    Para mi un 4/10

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>