Bloodbound (In the Name of Metal) – Crítica

Publicado por el 16 diciembre, 2012

bloodboundinthenameofmetalArtista: BLOODBOUND
Álbum: IN THE NAME OF METAL
Estilo: Heavy/Power Metal
Sello: AFM Records
Fecha: 7 de Noviembre de 2012
Nota: 8,3/10

Suecia es una mina de oro en cuanto a bandas de heavy metal se refiere. No hay más que verlo, en los últimos años el aluvión de grupos que ha habido ha sido muy alto. Digamos que Suecia ha cogido el relevo de lo que fue Alemania en los 80 y 90.

Pero no solo de heavy se vive, en este país hay cantidad de bandas de muchos géneros diferentes que están despuntando por encima de otras bandas de otros lugares del globo.

Una de esas bandas son BLOODBOUND que han visto como aumentaba su popularidad desde hace ya unos cuantos años, prácticamente desde que se formaron en 2004 han ido escalando posiciones, disco tras disco. Aprovechando el tirón de ciertas bandas nórdicas para coger impulso, los suecos supieron como captar seguidores a raíz de su primer trabajo “Nosferatu”, mascota que por cierto ha ido apareciendo en cada disco de la banda.

Su segundo Lp, “Book of the Dead” estableció a la banda dentro del del heavy power metal, que tan buenos resultados ha dado y sigue dando entre el público en general. “Tabula Rasa” de 2009, es su mejor disco hasta el momento, aunque después de los distintos cambios de la formación, idas y venidas de diferentes vocalistas, estos parecen haber alterado el flujo de calidad que destilaba la banda; lo que no quiere decir que “Unholy Cross” o “In the Name of Metal”, disco que os presentamos en esta review, estén por debajo.

Aunque han perdido un poco de fuelle, no podemos negar que nos encontramos ante un álbum transcendental, con sus efectos y defectos, repetitivo, pues sí, pero candente de fuerza, enérgico, galopante, portentoso, y todo lo que un trabajo de heavy metal actual, debe tener para entrar con impulso y nervio. En términos de producción es donde veremos una mayor mejoría, la dinámica del álbum varía con respecto a otros álbumes; además es un Lp equipado con un sentimiento de poder, dinamismo y una ejecución formidable.

BLOODBOUND no han inventado nada, y ni falta que les hace, “In the Name of Metal” se abre con dicho tema, y una voz gruesa dándonos la bienvenida, pequeñas puntadas que sobrevuelan tu cabeza y van hilvanando un tono cada vez más aguerrido y machacón, la entrada de Patrik Johansson en 2010 ha dado un vuelco al sonido habitual de la banda, sonando más pesados, más contundentes y cañoneros, la batería de Pelle Åkerlind ha ganado unas puntadas extras, con la producción tan fantástica que engalana el plástico, las guitarras unen fuerza con el bajo y batería, sofocando el ritmo, plagándolo de calidad con unos solos bárbaros, no hay más que ver dicho tema, o “When Demons Collide”, arrancando las raíces del suelo, con un envoltorio que me recuerda a los primeros HAMMERFALL, o esa potencia redundante de MANOWAR.

“When Demons Collide” es una pieza, rápida, envolvente, una verdadera apisonadora repleta de belleza e ingenio, en directo puede ser MORTAL, power heavy bien complementado con la precisión técnica fantástica, los coros de fondo y los redobles de la batería, dan ese sentimiento del que quizás carecen otras canciones del álbum, solos con subidas y bajadas y una sucesión de ritmos, que plagan la escucha de entereza y calidad por los cuatro costados.

“BoneBreaker” se presenta con el énfasis requerido, unos riffs ajustados y una vertiente poderosa con el doble bombo dando el do de pecho, más una voz característica que me recuerda a la de Tobias Sammet en EDGUY, la sucesión de guitarras, batería y bajo, desprende una muralla presedida por otro gran estribillo, otro gran tema que puede funcionar bien en directo y que retumba en la inmensidad, tanto por su melodía, como sencillez puede darte más de una alegría. Los metalheades unidos o lo que es lo mismo, “Metalheads Unite” bebe de la vena MANOWAR (recordando esa joya “Warriors of the Worlds United”) con ráfagas de voces, espectaculares, la batería a paso lento marca el ritmo y los desgarros producidos por las guitarras, con el bombo de por medio, devuelven al heavy metal, ese aura perdida con el paso de los años, una unión entre todos los elementos, hace que esta sea una canción impetuosa, engalanada de potencia y con unas harmoniosas y cabalgantes melodías.

“Son of Babylon” a pesar de ser atractiva, no hace sino copiar lo que ya hemos visto con anterioridad, pareciéndose demasiado a “BoneBreaker” pero con unos estridentes bombeos de batería y guitarra. El síntoma vocal es muy parecido a esta, y la verdad, que podrían haber arriesgado un poquito más. Oscuridad o “Mr Darkness” se abre con un achicharrado riff gritón recordando la vena más hard heavy de los VAN HALEN más primigenios, por su variedad y evolución, es una de las mejores canciones del álbum; “I’m Evil” es la típica canción con riffs repetitivos, esa falta de frescura lo hecha un poco para atrás, aunque en sí es otro cañonazo con unos endurecimientos de guitarra más ácidos y un toque muy tradicional, que va aumentando su agresividad poco a poco.

Los gorgojos de guitarra de “Monstermind” así en plan terrorífico me recuerdan a una canción en particular, “Alice in Hell” de ANNIHILATOR. Al menos la estructura de la canción varía, y eso es de agradecer, sin embargo no es una de las más atractivas, pese a que los solos de guitarra son excelentes. “Killen of Fallen Grace” da algo más de vidilla al álbum, más alegre y contagiosa con un túmulo power metal, y unas melodías de guitarra más abiertas, un estribillo más currado o la brillantez de los solos que envuelve un final de forma épica.

El bajo de Anders Broman se crece al completo para encabezar la remesa de una de las mejores canciones del álbum, “Black Devil” con un entrante lento y unos chirridos apesadumbrados a una mezcla fascinatoria de Hard Rock y un Heavy Metal ochentero, muy al uso, una canción elaborada y que no repite lo ya hecho anteriormente, algo de agradecer. La vena de ACCEPT se vive muy de cerca. Al menos BLOODBOUND en esta ocasión hacen algo propio, sin parecerse a nadie. “Bounded By Blood” cierra el círculo con tintes más comerciales, muy del hard rock americano, pero con un cierto resquemor power metal que la hace pegadiza, agradable de escuchar y muy apta.

BLOODBOUND han parido un álbum, fácil de digerir y que entra como un relámpago en tus oídos, quizás de ahí que pueda llegar a cansarte un poco, ya que a la larga su música puede hacerse bastante repetitiva. Lo malo de esto, es que tienen un parecido demasiado obvio con otras bandas de su misma escena que les sacan ventaja,  pese a las oportunidades que han tenido, siguen ahí dando caña; a modo personal, es un disco que me tiene enamorado, si eres amante del sonido clásico, vas a disfrutar como nunca. “In the Name of Metal” es explosivo, duro y lleno de entusiasmo, la energía que desprende es contagiosa y abrumadora.

Componentes:

Patrik Johansson – Voces
Tomas Olsson – Guitarra
Anders Broman – Bajo
Henrik Olsson – Guitarra
Pelle Åkerlind – Batería
Fredrik Bergh – Teclados

Tracklist:

In The Name Of Metal.
When Demons Collide.
Bonebreaker.
Metalheads United.
Son Of Babylon.
Mr. Darkness.
I’m Evil.
Monstermind.
King Of Fallen Grace.
Black Devil.
Bounded By Blood.

WEB

Autor: Francisco J. Román

3 Comentarios

  1. METALMANIACO

    18 diciembre, 2012 at 18:20

    Muy buen disco de heavy metal clásico que si bien no es nada novedoso su sonido ya que suena a Accept, Manowar, Hammerfall o Primal Fear. Pero lo que realmente me gusto del disco es que pega muy muy duro. Así es como debe sonar el HEAVY METAL DE VERDAD….

    • Francisco Román Valverde

      18 diciembre, 2012 at 18:47

      Ciertamente en cuanto a sonido, producción es brutal, pero las comparaciones son demasiado iguales, por lo demás es un disco potente y muy cañero, con unos temas muy wapos..

  2. METALMANIACO

    18 diciembre, 2012 at 20:28

    Es verdad suena de puta madre, ahora voy a escuchar Tabula Rasa a ver que onda….

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>