Crónica y Fotos de Hellfest 2017 – Primera Jornada, Viernes 16 de Junio: Myrath, Queensrÿche, Red Fang, Baroness, Deep Purple…

Publicado por el 26 junio, 2017

Crónica: Daniel Álvarez
Fotos: Irene A.H.
Viernes 16 (9/10)

Como ya es costumbre tocaba, un año más, peregrinar a Clisson para asistir a una nueva edición del festival francés Hellfest. Un Hellfest que si bien este año no ha contado con enormes cabezas de cartel (a excepción de AEROSMITH), nos ha dado una serie media muy potente y difícil de ver. Y un Valley para enmarcar.

Con muchas fuerzas y ganas entramos al festival desde primera hora para ver a la banda de Nathan James: INGLORIOUS. Quienes nos dieron su hard rock clásico que siempre es de agradecer. Presentaban su segundo disco “Inglorious II”, del que sonaron varias canciones como “Read All About It”, con la que abrieron su actuación, o “Hell Or High Water”.
La banda sonaba muy compacta, y eso sumado al chorro de voz con el que cuenta Nathan James hace que sus directos siempre sean muy disfrutables. Finalmente, con “Until I Die” pusieron el punto y final a su actuación. Gran concierto para comenzar el festival.

Mientras esperábamos la salida de los tunecinos MYRATH fue momento de pasear por el recinto para detectar las mejoras incluidas este año, pocas, ya que con los avances del año pasado el festival quedó casi perfecto. Pero Hellfest siempre mira hacia delante y siempre sigue dando lo mejor al público. Por lo que este año las mejoras fueron ampliar la zona de los Mainstages, lo que hizo que durante los cabezas de cartel se estuviese muy cómodo, y colocar, también en la zona de los Mainstages tres pantallas gigantes. Cosa muy solicitada por el público, ya que las pantallas antiguas se quedaban muy pequeñas.

Y ahora sí, MYRATH se subían al escenario para darnos su particular metal progresivo con tintes exóticos. Empezaron gustándome mucho, la verdad, pero poco a poco su actuación me fue cansando. Temas que me sonaban los unos calcados a los otros y una banda que interpretaba bien las canciones pero que no conseguía transmitir nada. Una pena ya que sonar no suenan nada mal.

BOOZE & GLORY en la Warzone fue la siguiente banda que vimos. Sacaron a relucir su punk-rock/oi y pusieron al público a bailar y pogear. No faltó tampoco el crowdsurfing mientras la banda interpretaba canciones como “Leave The Kids Alone”, “Carry On” o “Only Fools Get Caught” con la que cerraron su corta pero divertida y buena actuación. Típico grupo y estilo que apetece ver aSubRosa estas tempranas horas.

Después de un pequeño descanso nos dirigimos hacia el Valley para ver una actuación de las que no te olvidas fácilmente: SUBROSA. Desde el primer momento tenían toda la atención del público y no pararon de hacernos flotar y cabecear durante toda su actuación. Evidentemente lo que más llama la atención de la banda son los violines, que crean un sonido al que no estamos muy acostumbrados y que encaja a la perfección con el doom que el resto de la banda practica.

Un gran concierto. El tema “Despair Is A Siren” fue, directamente, para enmarcar.

QueensrycheLaTorreMuchas ganas tenía de ver a QUEENSRYCHE con Todd La Torre a la cabeza para ver si era verdad eso de su tremendo estado vocal que siempre se comenta y sí, lo es. La Torre dio toda una exhibición vocal. El gran problema del concierto fue su duración. Ya sabía que solo disponían de cuarenta minutos, pero lo que no esperaba era que la banda se fuese cuando aun les restaban seis minutos de actuación, cosa que acabó dejándonos con un sabor de boca un tanto agridulce ya que una canción más podrían haber tocado. Los temas interpretados, eso sí, supieron a gloria y fueron tocados a la perfección. “I Don´t Believe In Love”, “Empire” o “Eyes Of A Stranger” fueron algunas de las canciones que la banda nos regaló.

Y esos minutos que QUEENSRYCHE no tocaron fueron Monstermagnetaprovechados por DEVIN TOWNSEND PROJECT para salir antes al escenario y empezar a repartir guitarrazos. Devin, como siempre, dio un buen concierto mostrándose tan activo y sonriente como es usual en él. Gozó de buen sonido e hizo que su concierto se hiciera ameno y entretenido. “Rejoice” fue la canción elegida para abrir su concierto, además, también pudimos escuchar canciones de su último disco como “Stormbending”, “Failure” o la larga “Higher” con la que Devin y su banda dieron por finalizado su concierto.

Y corriendo habría que salir hacia el Valley para ver a RED FANG, ya que después de su incursión en el Mainstage en la edición de 2015 ahora se corría el riesgo de quedarse fuera o, por lo menos, muy alejado del escenario.

RedfangEl concierto fue un huracán, a la banda se la veía feliz de estar de nuevo tocando en el festival y el público, como siempre, lo dio todo con continuos pogos y un no parar de hacer crowdsurfing. Fue la vez que RED FANG más me han gustado en directo, ya que empezaban a cansarme un poco, pero éste concierto me hizo recobrar la esperanza en ellos. Gran concierto con una enorme actitud en el que hasta nos presentaron un tema nuevo.

Nos quedaríamos en el Valley para ver desde primera fila el concierto de BARONESS, unos BaronessBARONESS que presentaban un cambio en su formación: Peter Adams abandonó la banda y su sustituta fue Gina Gleason, quien estuvo muy correcta en la actuación tanto a la guitarra como a los coros. La única pega que tuvo el concierto fue la voz de Baizley que, como ya pasó en Madrid, estuvo desaparecida. Y no pudo deberse a un problema de sonido, ya que cuando todos los conciertos suenan perfectos estando en esa primera fila del Valley te das cuenta de que el problema lo tiene Baizley. Lo único que se me ocurre es que quizás se deba a la protección que le pone al micrófono, ya que cuando Gina hacía los coros a ella se le escuchaba perfectamente. Aún así los minutos instrumentales fueron maravillosos y la actitud de la banda encomiable. Pero me sigue dejando un regusto muy amargo el detalle de la voz. El setlist estuvo dominado por temas de su último disco “Purple” como “Kerosene”, con la que abrieron, “Shock Me” o “Chlorine & Wine”. Y por supuesto no faltaron grandes canciones como “March To The Sea”, “Isak” o “Take My Bones Away” con la que acabaron su actuación.

Embarcados en su gira The Long Goodbye Tour para presentar su nuevo disco de estudio “inFinite” llegarían DEEP PURPLE, listos para encabezar esta jornada inaugural del festival. “Time For Bedlam” fue el tema elegido para abrir el concierto, al igual que también es el primer corte del disco. Tras ella llegaron dos perlas como son “Fireball” y “Bloodsucker” que Gillan defendió de una manera bastante digna y que fueron disfrutadas enormemente. En “Strange Kind Of Woman” se pudo ver un sujetador volando por encima de los amplis del fondo mientras Gillan abandonaba el escenario unos instantes para descansar e hidratarse, cosa que acabaría haciendo en casi todo momento en el que no tenía que cantar.

Los otros dos temas que interpretaron del nuevo disco fueron “The Surprising” y “Birds Of Prey”, que no hicieron más que dejar de manifiesto lo que en el disco ya quedaba patente, y es que la banda hoy en día, y desde hace un par de años, la sustentan, tanto creativamente en estudio como en directo, Steve Morse y Don Airey, ya que el concierto de ambos fue soberbio.

No faltó el solo de teclado de Don Airey en el que se lució y se ganó una ovación más que merecida, y al que siguió una “Perfect Strangers” que Gillan cantó un poco como le dio le gana. Y es que si bien empezó el concierto de manera muy digna lo acabó un poco renqueante, pero no se le puede pedir más, yo esperaba encontrármelo peor.

Tras “Space Truckin´” y la mítica “Smoke On The Water” la banda se retiraría unos minutos para acabar regresando para interpretar los dos últimos temas del concierto, que serían “Hush” y “Black Night”.

En resumen, buen concierto de DEEP PURPLE con un Gillan digno en buena parte del concierto y una banda sonando muy compacta gracias a la base de Roger Glover e Ian Paice y con dos actuaciones estelares como las de Morse y Airey.

Setlist DEEP PURPLE:

01 – Time For Bedlam
02 – Fireball
03 – Bloodsucker
04 – Strange Kind Of Woman
05 – Uncommon Man
06 – The Surprising
07 – Lazy
08 – Birds Of Prey
09 – Hell To Pay
10 – Keyboard Solo
11 – Perfect Strangers
12 – Space Truckin´
13 – Smoke On The Water

Encore:

14 – Hush (Joe South cover)
15 – Black Night

Ahora sería el turno de una de las bandas que más ganas tenía de ver de todo el festival: RANCID. Y no defraudaron. Un concierto en el que aprovecharon cada minuto que tenían de actuación y que  fueron encadenando temas con temas hasta el punto de tenernos bailando y saltando sin parar. Todos los temas sonaron genial y fueron una fiesta, pero sin duda que las canciones interpretadas del “…And Out Come The Wolves” fueron el acabose con todo el público entregado cantando las canciones. “Journey To The End Of The East Bay”, “The 11th Hour”, o la divertida “Old Friend” con su punto reggae fueron algunas de las canciones que interpretaron de ese citado álbum.

La tirada final, como no podía ser de otra manera, vino dada por “Time Bomb” y “Ruby Soho”, en la que pudimos ver a Tim Armstrong bajarse al foso con el micro para cantar la canción junto a las primeras filas y poner el broche a un concierto perfecto.

Sin tiempo que perder había que salir corriendo al Valley para ver a la banda de Dave Wyndorf, un Dave que si ya en el 2014 se colgaba la guitarra casi por puro atrezzo ahora no se la cuelga casi en ningún momento del concierto. Se centra en cantar y estar animando continuamente al público, se centra en ser un frontman. Y lo es, y con nota. El concierto de MONSTER MAGNET fue un concierto de hit tras hit, empezaron con “Dopes To Infinity” lo cual ya nos dejó a todos totalmente entregados a la banda. Sin embargo, el concierto acabó siendo un sí pero no. Wyndorf estuvo más pendiente de arengar al público con unos efectos de voz que acabaron por ser cansinos que por tocar canciones. Sin ir más lejos acabaron tocando diez minutos menos del tiempo que tenían, lo cual hizo que el concierto se acabase con solo nueve temas interpretados por la banda. Eso sí, disfrutados al máximo. “Powertrip”, “Negasonic Teenage Warhead” o “Space Lord” fueron algunas de las canciones que sonaron durante su concierto. Buen concierto, pero con el sabor de boca de saber que aquello pudo ser brutal, debido al excelente estado en el que se encuentra Dave, y se quedó en eso, en bueno.

Y corriendo tocaba volver hacia la Warzone para ver el último concierto de la jornada. Los encargados de cerrar nuestro primer día de festival fueron THE DAMNED, quienes sacaron a relucir las últimas fuerzas del público con su música. En el escenario teníamos a un Dave Vanian que derrochaba clase a cada paso que daba y un Monty Oxymoron que no paraba quieto volviéndose loco detrás de los teclados. Todo ello acompañado de una banda que sonó de maravilla y que cuajó un gran concierto. Algunas canciones que sonaron fueron “Melody Lee”, con la que iniciaron su actuación, “I Just Can´t Be Happy Today” o “New Rose”. Para la parte final dejaron canciones como “Disco Man” y “Smash It Up” con la que dieron por finalizado su concierto mientras todo el público coreaba el título de la canción. Muy buen concierto.

Y con esto tocaba abandonar el recinto dirección al camping para descansar todo lo posible, porque la jornada siguiente sería un no parar, como siempre es en Hellfest.

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>