Epica (The Holographic Principle) – Crítica

Publicado por el 20 octubre, 2016

epicatheholographicArtista: EPICA
Álbum: THE HOLOGRAPHIC PRINCIPLE
Estilo: Symphonic/Power Metal
Sello: Nuclear Blast Records
Fecha: 30 de septiembre de 2016
Nota: 7,5/10

Una nueva vuelta de tuerca es lo que EPICA ha perseguido con ahínco desde que el combo neerlandés  se puso a trabajar en “The Holographic Principle”.  Tan solo dos años distancian  esta nueva cosecha de un “The Quantum  Enigma” que tuviera una excelente respuesta de medios y público, no obstante, acaso en aquel alcanzaban la máxima perfección de un sonido ya de por sí muy personal.

A EPICA se le van agotando las balas de la recamara y sobrevivir haciendo Metal sinfónico no es tarea sencilla en los tiempos competitivos que corren. La banda ha optado por componer una serie de canciones que no se alejan demasiado  de los que nos viene ofreciendo desde hace bastantes años, poco a poco engrandeciendo el sonido cada vez más, eso es cierto, pero en esencia son pocas las variables que se vienen manejando.  Quizás uno de los mayores logros de la banda haya sido el mantener una regularidad que les haya permitido estar a la vanguardia del estilo, si bien hay que reconocer que Simone Simons, como figura atractiva y atrayente del combo, tiene bastante que ver en el “éxito” cosechado.

epicabanda“The Holographic Principle”, aunque se quiera vestir de otra cosa, no deja de ser un disco similar a los dos anteriores y por lo tanto de factura notable, en el que han decidido embarullar el asunto un poco más; que si más “orquesta” por aquí (mayor ampulosidad), que si mayor protagonismo para las guitarras en un intento de radicalizar el sonido, o que si algunos componentes han estado más presentes en las tareas de composición (intento de evolución). El resultado es un disco por momentos indigesto, una sensación de como estar escuchando demasiadas cosas a la vez colocadas sin la mesura adecuada salvo en momentos puntuales; y es que es fácil perderse en el laberinto sónico que EPICA nos abre de par en par desde la inicial “Eidola”, una introducción de más de dos  minutos con la que se pone de manifiesto ese componente clasicista va a ser la tónica dominante para ilusión de unos y aborrecimiento de otros. Lo que está claro es que la reunión de músicos de cámara, con sus violines, violas, cellos, trompetas, etc…en cifras humanas se acerca a una orquesta al completo. Los recitados en latín son otra marca de la casa que siempre funciona para remarcar los momentos  más épicos y que desde este punto de partida nos acompañarán a lo largo de todo el viaje.

En su tortuoso camino, resplandecen algunas cosas interesantes, casi todas ellas relacionadas con el aspecto lírico, muy filosófico y en esta ocasión derivando hacia la realidad virtual, un rollo muy de ciencia ficción dónde la banda se pregunta si acaso el mundo en el que vivimos pueda ser, en efecto, un holograma. En lo musical varias cosas quedan patentes: que Epica domina el Metal sinfónico como pocos y que la “orquestadependencia” empieza a ser harto preocupante. Hasta el momento, las bandas que podemos considerar de la élite metalera, iban pecando de producciones demasiado artificiales y sintéticas. Si a esto añadimos la ampulosidad sinfónica que Metallica pusieron de moda con su “S&M” y que causó un enfermizo furor en bandas metaleras de todo pelaje, es fácil desconectarse de este tipo de propuestas; es fácil pensar que para escuchar música clásica casi mejor quitemos las guitarras y los growls, como fácil es discernir que para escuchar Metal del bonito e inofensivo, quizás podríamos despedir al chico del obóe. Estoy de acuerdo en que si nos ciñéramos a esto nos estaríamos cargando la gracia de bandas como Epica, Nightwish, etc…pero por favor, que alguien ponga algo de mesura en un asunto que empieza a convertirse en una obsesión, en una forma pretenciosa de engrandecer el Heavy Metal y que puede incluso provocar mofa entre el circulo purista de la música clásica que verá en cosas como esto del Symphonic Metal un auténtico sinsentido.

Concluyendo, podemos dictaminar que Epica han buscado esa diferencia respecto a anteriores entregas en base a complicar la estructura de las canciones, quizás podríamos usar el término “progresivo” si no le queremos dar mucho palo al asunto, aunque quizás acertaríamos más diciendo que han intentado hacer un batiburrillo de lo de siempre con cierta gracia y la elegancia que les viene dada de serie. Personalmente, los temas que más destacaría son “Universal Death Squad”, primer single y un tema que va directo al grano sin entretenimientos vacuos. Eso sí, pareciera que Simone haya pedido prestada a su marido Oliver Palotai esa melodía de teclado, porque suena a KAMELOT que atruena. También están más que decentes “The Cosmic  Algorithm” por  esa buena combinación de ciencia ficción con orquesta clásica (Luca Turilli en solitario, Ayreon o Star One ya nos habían instruido en esta materia hace bastantes años) y la epopeya final con “The Holographic Principle – A Profound Understanding of Reality” que es un perfecto espejo de toda la filosofía que la banda maneja en este disco, además de un notable ejercicio de estilo, con sus once minutos y dando cancha a sonidos modernos y otros que hacen un guiño incluso al pasado de Jansen en aquel germen que fue After Forever.

Componentes:

Mark Jansen – Guitarras, Voz y Orquestaciones
Simone Simons – Voz
Coen Janssen – Teclados
Isaac Delahaye – Guitarras
Rob van der Loo – Bajo
Ariën van Weesenbeek – Batería

Tracklist:

01.Eidola
02.Edge of the Blade
03.A Phantasmic Parade
04.Universal Death Squad
05.Divide and Conquer
06.Beyond the Matrix
07.Once upon a Nightmare
08.The Cosmic Algorithm
09.Ascension – Dream State Armageddon
10.Dancing in a Hurricane
11.Tear Down Your Walls
12.The Holographic Principle – A Profound Understanding of Reality

FACEBOOK

Autor: Ángel Silva

10 Comentarios

  1. Hellishbear

    21 octubre, 2016 at 2:31

    Apenas estaba adentrándome a la reseña cuando esta se acabó. Va a ver segunda parte de la crítica del disco?

  2. Frank

    21 octubre, 2016 at 2:53

    Pues la crítica es esta, el amigo Angel Silva ha preferido hacerla así, parece que el disco no le ha llenado tanto como el esperaba. Yo es que no soy muy seguidor de Epica, no sigo mucho su carrera, me gustan, pero no son mi fuerte.

  3. Frank

    21 octubre, 2016 at 2:54

    Por qué?, Te has quedado con ganas de leer más sobre el disco, o de los temas?

    • Hellishbear

      21 octubre, 2016 at 4:28

      Saludos Frank! Pues la verdad es que solo habla tímidamente de tres temas. Esperaba una reseña (o crítica) del álbum y no una retrospectiva biográfica del sonido y progresión de la banda.

      Igual y es como comentas que el álbum no fue del agrado de Ángel y no se inspiró para hablar del disco.

      Acá en México Epica goza de una popularidad muy importante y el disco a sido esperado con grandes expectativas así que la mayoría esperábamos una reseña más a detalle del nuevo lanzamiento.

  4. Matthew Bourdais

    21 octubre, 2016 at 12:19

    Si quieres Hellishbear, puedo hacer una crítica a fondo, yo la verdad que también me he quedado con ganas de saber más sobre el disco, esperaba un análisis más exhaustivo de lo que son los temas, que al fin de cuentas, es lo que hace que la gente se interese por una banda, no tanto de la retrospectiva biográfica, parece que no, pero cuando una crítica se mete de lleno en la trama de las canciones, es cuando uno aprecia verdaderamente bien si el cd merece la pena o no. Yo he escuchado el disco, y personalmente discrepo un poco con la opinión de la crítica, sigo pensando que Epica tiene un sonido y unas canciones de un nivel absorbente, pocas bandas en la actualidad suenan como ellos y con tanta majestuosidad y con una producción de tan alto nivel. Yo es que soy un apasionado de este tipo de música, y al haber dado mi opinión, habría reflejado ligeramente mi pasión hacia el disco, quizás un pelín exagerada pienso yo, por eso me gusta que otros colaboradores den sus opiniones, para ver si coincidimos en algo, o no. Yo no bajaría del 8.5 de nota final, creo que es un disco muy logrado, muy bien compuesto, y para nada pienso que sea aburrido o repetitivo. El que escuche a Epica, y le gusta su música, sabe a qué se expone, y sabe que va a disfrutar a tope.

    • Hellishbear

      21 octubre, 2016 at 22:46

      No estoy diciendo que este mal hecha la reseña simplemente me hubiese gustado saber más de los temas. El disco no lo e escuchado al 100% por cuestiones de tiempo en el trabajo pero es importante lo que comentas Matthew, un trabajo de Epica no se debe criticar o reseñar a la ligera hay mucha tela de donde cortar, muchos detalles técnicos y de producción.

      Como comenté anteriormente, solo habla de tres temas pero muy a la ligera de una manera muy superficial. En este caso siento que se debería hacer otra reseña pero ahora si metiéndose a fondo en lo que a análisis de los temas se refiere. Saludos Matthew!

  5. Azu

    21 octubre, 2016 at 14:51

    Soy muy seguidora de su medio, y lo siento, pero esta crítica recomendaría que la hicieran de nuevo, no tiene alma, le falta hablar de los temas, lo siento por el redactor pero creo que se dio por vencido demasiado pronto, el disco está muy bien, a mi me gusta bastante y me gustaría que hicieran una redacción nueva y poder leer una crítica en condiciones. Saludos.

  6. METALMANIACO

    21 octubre, 2016 at 17:12

    A mi me gusta como escribe Angel, esta vez quizás no profundizo lo suficiente en el disco por que no le gusto o no le genero nada interesante. No nos olvidemos que una critica siempre es un punto de vista muy personal, y si a una persona le gusta un disco a otra puede no gustarle en absoluto. Pero siempre es bueno otro punto de vista y poder comparar y sacar diferentes conclusiones. Saludos

    • Hellishbear

      21 octubre, 2016 at 22:49

      A mi también me agrada la forma en la que escribe Ángel pero esta vez o no se inspiró o no le dio tiempo de meterse a fondo en el disco. Sucedió lo mismo con su reseña del último disco de Amon Amarth.

  7. Angel Silva

    21 octubre, 2016 at 23:04

    Hola chicos, encantado de saludaros. Desde hace algún tiempo he cambiado la forma de hacer las reviews. Me limito a insinuar màs que a destripar el contenido, algo así como se estila en las críticas de cine o en las literarias. El disco es de una factura notable como indica la nota. El tema del abuso de orquestaciones es dónde quizàs soy màs crítico. Esas son las dos lecturas que se pueden extraer. Saludos!

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>