Foscor (Those Horrors Wither) – Crítica

Publicado por el 30 marzo, 2015

foscor-thosehorrorsArtista: FOSCOR
Álbum: THOSE HORRORS WITHER
Estilo: Black/Extreme Progressive
Sello: Alone Records
Fecha: 25 de noviembre de 2014
Nota: 8,5/10

FOSCOR, de pronunciación “fuscó” en catalán, para que me entiendan en el resto de España y a nivel internacional, palabra que significa “oscuridad”. Banda catalana que lleva en la brecha desde 1997, aunque no fue hasta 2004 cuando publicaron su primer disco “Entrance to the Shadow’s Village”. Hacerse un hueco en la escena metálica hoy en día es una tarea para héroes, y si encima pretendes hacerlo tocando Black Metal en la Península, y tienes los santos cojones de cantar algunos temas en tu lengua materna, apaga y vámonos.

Pero nadie dijo que el camino fuera fácil, y el que anhele resultados se lo tiene que currar, y mucho. Seguir en la brecha contra viento y marea, y en según qué caso, como ha sido este, atreverse a evolucionar sin miedo al “qué dirán”. Podríamos incluso parar aquí la reseña que acaba de comenzar, y enzarzarnos en un debate irresoluble que no iba a llevar a ninguna parte. FOSCOR se ha embarcado en un giro musical bastante acusado, que a buen seguro le va a aportar nuevos seguidores, y como no, también un buen número de detractores. Nunca llueve a gusto de todos, y además, de un tiempo a esta parte se ha puesto bastante de moda la posturita esta de “true metal warrior” por parte de cuatro hipsters culturetas que por haber escuchado dos discos de MAYHEM y CANNIBAL CORPSE ya se creen los más puristas del género, cuando en realidad no tienen ni puta idea de lo que va esto.

Por mi parte dejo la polémica de lado, pues después de veinticinco años como metalhead, habiendo vivido multitud de etapas y experimentado cantidad de estilos, todo esto me parece una discusión inocua, aburrida e innecesaria, sobretodo porque la cantidad de argumentos con los que podría hacer sangrar a cualquiera de estos “anti-evolucionistas” del Metal sería insultante, tanto por la experiencia acumulada como por la gran ventajea que supone la madurez en todo lo amplio de su sentido,  y me voy a centrar en este pedazo de disco que nos han regalado los barceloneses.

foscorbandaGiro radical, sin duda, pues aunque ya se apreciaba cierta evolución en su anterior trabajo “Groans to the Guilty” de 2009, pocos esperábamos un disco como el de 2014, donde la etiqueta Black Metal pasa a un segundo plano para dar paso a la siempre abierta etiqueta de Extreme Progressive Metal. Un complejo universo donde todo vale, y cuyo mayor aliciente es la expectación que crea en el oyente el no saber por dónde se van a desenvolver cada uno de los temas. Aquí no hay reglas, ni clichés, ni pautas obligatorias que seguir. Este es el lugar ideal para que los buenos músicos puedan dar rienda suelta a todas sus ideas y exprimir al máximo su potencial. Eso sí, no vayamos a confundirnos, si tu música es una mierda, lo va a seguir siendo por mucho que le antepongas la etiqueta de progresiva o experimental.

Valgan estos cuatro párrafos como extenso preámbulo y nos adentramos en el disco para verificar lo expuesto hasta ahora. Y la verdad es que tan solo necesitamos escuchar los primeros compases de “Whirl of Dread”, con esas guitarras tan punzantes y esa base tan pesada cercana incluso al Doom, para ver que algo ha cambiado. Mencionamos a ULCERATE como una influencia palpable al igual que mencionaremos otros grandes nombres más adelante, y nos detenemos ya en este tema porque ejemplifica perfectamente lo que vamos a encontrarnos en el resto del plástico. Temas lúgubres y densos a la vez que frescos y melancólicos, inmiscuidos en una envolvente atmósfera oscurantista que atrapa a su presa para no soltarla hasta acabada la total reproducción del trabajo.

“Addiction” entra con una interesante base de batería que cede todo el protagonismo a esas voces semi robóticas made in CYNIC, que trabajan sobre una guitarras bastante “Voivodescas”. ¿Qué pasados los dos minutos el tema se torna algo Sludge (bastante Mastodon)? Yo ya te había avisado que aquí todo vale, y además es que el sonido de la batería (sobre todo de la caja) tiene bastante afinidad con las bandas de dicha vertiente metálica. Hacia el minuto tres me parece estar escuchando a Opeth… os habéis fijado que llevo poco más de media canción y ya os he mencionado a cuatro monstruos del Metal Progresivo, pues por algo será. Aquí se cocina de todo, con gran variedad de ingredientes y con muy buena mano. Las influencias están ahí, pero Foscor no se limita a un copiar-pegar, si no que las expone y combina a su manera, pues hasta en un género tan abierto como el Progresivo, llega un punto en que comienza a ser inevitable no “sonar a”.

Tiempo ahora para dos temas seguidos en catalán, si Vintersorg han sido capaces de labrarse un nombre cantando en sueco, porque Foscor no iban a hacer lo mismo en su tierra. Y la verdad es que las letras tienen mucho curro, y además Fiar le imprime tal profundidad a su growl/shriek y sentimiento a las voces limpias, que nos da igual el idioma en el que esté cantando. “Senescència” se perfila como un corte robusto, de los más cañeros del disco y pasa con gran facilidad (excelente solo, por cierto). Y seguidamente llega una de las joyas de la corona, “L.amor.T”, con un juego de palabras entre “la mort” (la muerte) y “l’amor” (el amor), el corte destila sensibilidad por los cuatro costados, y el juego entre las partes más relajadas y los puntuales momentos cañeros, la convierten en un tema tan penetrante como adictivo.

“Those Horrors Wither”, el tema que da título al disco, tiene un comienzo bastante “gojiresco”, y la dinámica general del corte es bastante pausada para un corte muy denso y farragoso. Su final casi ambiental es la antesala perfecta para “Graceful Pandora”, que aunque tenga título en inglés también está cantada en catalán (aunque no lo parezca). Posiblemente sea el corte con más aroma a Opeth del disco, y su mayor virtud reside en la gran comunión que hay entre la música progresiva en sí y el desarrollo vocal de Fiar, que parece estar viviendo dentro del tema de cabo a rabo. Cerramos con “To Strangle A Ghost” y el bonus “Shysteroos”, dos temas que se desenvuelven por unos derroteros similares a los vividos durante el resto del disco.

El cambio está hecho, las cartas están sobre la mesa y puestas boca arriba. FOSCOR no engaña a nadie, con este disco comienza una “relativa” nueva etapa dentro de su carrera, conscientes de que habrá quienes los reciban el cambio con los brazos abiertos y quienes los ataquen con brutal visceralidad. Pero ¿Quiénes somos nosotros para juzgarlos? Yo por mi parte disfruto a partes iguales con su primigenio Black que con este nuevo enfoque Progresivo, aunque soy de la opinión que el cambio les ha venido bien, porque bandas de Black repetitivo hasta la saciedad las hay a mansalva, pero formaciones capaces de fabricar un disco tan penetrante, oscuro e intimista como este, no tantas.

Componentes:

Fiar – Bajo y voces
Falke – Guitarra
Nechrist – Batería
A.M. – Guitarra

Tracklist:

01. Whirl of Dread
02. Addiction
03. Senescència
04. L.amor.t
05. Those Horrors Wither
06. Graceful Pandora
07. To Strangle a Ghost
08. Shysteroos

ESCÚCHALO EN BANDCAMP

Autor: Betrayer

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>