GloryHammer (Tales From the Kingdom of Fife) – Crítica

Publicado por el 29 abril, 2013

gloryhammertalesfromthekingdomoffifeArtista:GLORYHAMMER
Álbum: TALES FROM THE KINGDOM OF FIFE
Estilo: Symphonic Power Metal
Sello: Napalm Records
Fecha: 22 de marzo de 2013
Nota: 7,5/10

GLORYHAMMER es un proyecto originario de Escocia que vio la luz en el año 2010 ideado por el tecladista de ALESTORM, Christopher Bowes con el cual nos ofrece un sonido muy alejado al de esta banda pero si muy cercano al de RHAPSODY OF FIRE y BLIND GUARDIAN. No esperen encontrarse con un sonido innovador y original en absoluto, aquí abunda lo mismo de siempre, coros rimbombantes, majestuosos y épicos que incitan a la batalla, muy buenos arreglos orquestales, un gusto refinado por las melodías y por supuesto doble bombo y tralla repartida a diestra y siniestra. La historia no aporta nada nuevo en absoluto muy similar a las creadas en los primeros discos de la antigua banda de Luca Turilli, rozando lo infantil se podría decir. Este narra la desventura del pueblo de Dundee destruido por un malvado mago de nombre Zargothrax valiéndose de un ejército de unicornios hechizados además de violar y secuestrar a la princesa del mismo. Angus McFife es nuestro caballero heroico quien se encargará de devolver la paz y rescatar a la princesa,  pero primero deberá  encontrar el martillo de la gloria forjado por el acero de los dioses,  un dragón,  un amuleto mágico y reclutar al  ejército de los famosos guerreros  de Crail. Obviamente con semejante infraestructura consigue llevar a cabo su empresa.

Pero pese a no ofrecer nada nuevo en el trillado y desgastado mundo del power metal, el disco realmente lo vale. Conquista a la primera escucha con una facilidad enorme. Otro punto muy a favor es que su duración no llega a los 50 minutos y sus temas no exceden los 5 minutos a excepción del último, tampoco hay un uso excesivo de los arreglos orquestales y de los teclados.  Por ser el primer trabajo de la banda tiene un producción muy bien cuidada, la labor de los músicos es muy buena, su vocalista me agrada por que no entra en el estándar de los típicos cantantes del género que tratan de llevar su voz al infinito y más allá, tampoco presenta características de tenor o algo parecido, realizando de todos modos un trabajo impecable. Me recuerda mucho a  Hansi Kürsch  sobre todo en los registros altos. El punto más negativo quizás sea su portada y su guerrero es casi idéntico a King Hector de  HAMMERFALL, se podrían haber esforzado un poco más en este aspecto.

Como no podía ser de otra forma el álbum comienza con “Anstruther’s Dark Prophecy”, una imponente intro sinfónica revelando que  la profecía será cumplida. Sin respiro alguno nos enfrentamos a una descarga de puro power metal sinfónico  llamada “The Unicorn Invasion of Dundee”. Al ritmo veloz que marca el doble bombo en continuo respaldado por los teclados nos embarcamos en esta aventura épica. El corte es un derroche de fuerza a base de unas filosas guitarras que vuelan muy alto. El estribillo es de esos que cargan una emoción y una fuerza avasallantes para cantar a todo pulmón sin oponer resistencia alguna. A mitad de recorrido la velocidad baja de forma marcada y podemos oír una demoniaca voz relatando parte de la historia para después enganchar con un solo muy bien logrado que va ganado energía y velocidad a medida que avanza, lo que resta es una carrera veloz hasta el final.

“Angus McFife” es elcorte de difusión con video incluido.  Este es muy simple, pero muchas veces en lo simple se encuentra cosas realmente buenas. Comenzando con un coro muy potente, el cual se transformará en el estribillo más adelante le abre paso a un genial punteo que me recuerda al sonido de una gaita. Le sigue un pasaje calmo destacándose la voz de Thomas Winkler, en el puente aparecen los teclados incrementando la emoción,  desembocando en el estribillo al mejor estilo medieval de BLIND GURDIAN en Nightfall in Middle-Earth (1998) y con ese toque cinematográfico tan característico del estilo. Sencillo pero grande e imponente garantizando un disfrute pleno.

El viaje épico continua con “Quest for the Hammer of Glory”. Manteniendo en todo su recorrido el ritmo, muy cercano a un medio tiempo, posee elementos que hacen de este track uno de los mejores del álbum. Un inicio con  coros de fondo muy al estilo MANOWAR enganchado a una sección rítmica en la cual podemos escuchar a lo lejos el sonido del acero golpeando un yunque quizás forjando el martillo de la gloria, un detalle más que atractivo. En el estribillo además de poseer ese sentimiento de lucha heroico con los coros incentivando al guerrero, las atmosferas lograda por los teclados proyectan en mi cabeza la historia narrada. Hacia la mitad vamos a disfrutar de dos solos muy bien trabajados que sin demostrar virtuosismo impactan al instante. Para sentarse, disfrutar e imaginar…

“Magic Dragon” me trae a la mente los STRATOVARIUS de mitad de los 90, un corte que se mueve rápido con el doble bombo cabalgante, guitarras con mucho carácter  y el  teclado emulando a un clavicordio. En su parte media Bowes se despacha un tímido solo  que se acopla al de la guitarra sin problemas. No es un mal corte, posee una agradable melodía pero lo siento muy básico y lineal.

“Silent Tears of Frozen Princess” es la power balada que no podía faltar, muy calma,  emotiva y con unos agradables arreglos de piano y orquesta pero no llega a provocarme la emoción que este tipo de composiciones tiende a generar resultándome  plana y un poco fría. Parece que se quedaron a mitad de  camino en un intento por hacer algo más sobresaliente e imponente, marcando el punto más flojo del redondo.

Después de la calma nos cae encima una descarga furiosa de puro power metal con “Amulet of Justice”, que no sé por qué trajo a mi mente de forma instantánea al clásico “Mirror, mirror”, lejos está de la majestuosidad de este pero se asemejan en la tralla que meten las guitarras y los batacazos de la batería contando con un buen respaldo de los teclados en todo momento y ese sabor a gloria del estribillo son un deleite para el oído. Un buen corte sin dudas.

Teclados gigantes, un doble bombo que junto a la caja marca el ritmo de forma continua son la base sobre la que se asienta “Hail to Crail”. Transpirando  BLIND GURDIAN en todo su recorrido y un destello de MANOWAR en los coros del estribillo dando forma a un corte que con los  contundentes acordes de las guitarras y un incesante redoble de la caja envuelto todo en un clima épico cinematográfico muy bien logrado nos dejan así otras de las composiciones más inspiradas del álbum.

“Beneath Cowdenbeath” es un corte instrumental ágil y dinámico, de corta duración en el cual se suceden una tras otra  ráfagas de notas provenientes de la guitarra junto a una base rítmica del bajo y la batería rápida y sólida no decayendo un solo segundo. No es para tirar cohetes pero tampoco le encuentro lado negativo.

Cerrando el álbum, nos vamos a encontrar con “The Epic Rage of Furious Thunder”,  una extensa obra de metal sinfónico progresivo, un calco absoluto  de RHAPSODY OF FIRE. Intercalando momentos realmente intensos, con otras más melódicos, dulces voces femeninas, coros de película, sonidos de lluvia y los infaltables relatos uniendo los distintos pasajes. Muy buen despliegue técnico, grandes y majestuosas melodías 100% épicas-hollywoodenses, pero poca originalidad.

La edición especial cuenta con un bonus track llamado “Wizards!”, que tampoco aporta nada nuevo, siendo una descarga acelerada más de buen power melódico en donde el protagonismo se lo llevan el doble bombo y los teclados, pero nada de otro mundo.

En síntesis pese a que de original el álbum no posee nada de nada, tiene cierta magia que todavía no pude descubrir de donde proviene que hace que te sientas muy cómodo y a gusto escuchándolo. Pese a la falta de brillo creativo su sonido conquista en el acto y hasta diría que se vuelve adictivo a punto tal que ya perdí la cuenta de las veces que lo escuché, pero seguro fueron más de diez veces. Para los más acérrimos amantes del género……satisfacción garantizada!!!!

Componentes:

James Spicemaster Cartwright – Bajo, coros
Thomas Winkler – Voz
Christopher Bowes – Teclados, coros
Paul Templing – Guitarras, coros
Ben Turk – Batería, coros, arreglos orquestales

Tracklist:

01.Anstruther’s Dark Prophecy
02.The Unicorn Invasion of Dundee
03.Angus McFife
04.Quest for the Hammer of Glory
05.Magic Dragon
06.Silent Tears of Frozen Princess
07.Amulet of Justice
08.Hail to Crail
09.Beneath Cowdenbeath
10.The Epic Rage of Furious Thunder
11.Wizards! (Bonus track)

WEB
FACEBOOK

Autor: Hernán Dalmaso

6 Comentarios

  1. MItch

    8 abril, 2014 at 4:16

    A esta banda la tendré en el radar, a ver que que pueden aportar al power metal, que espero que no este ya todo dicho.

  2. METALMANIACO

    8 abril, 2014 at 14:36

    Yo creo MItch, que está banda sí siguen por el buen camino van a dar que hablar. Yo al menos les veo mucho futuro. Saludos

  3. Mitch

    8 abril, 2014 at 19:47

    hi, Metalmaniaco, otra banda para tener en cuenta,(me parece),que es wisdom,una cosa que destaco de esta banda, es la voz, (me agrada mucho),
    es diferente a las que he escuchado antes, y la musica… es metal clasico por donde se le mire.

  4. METALMANIACO

    9 abril, 2014 at 1:42

    Los Wisdom de los que hablas son de Hungría? Sí son esos voy a escuchar su último disco Marching for Liberty.

  5. Mitch

    9 abril, 2014 at 20:03

    Si, son ellos. Parece que Wisdon es un nombre muy comun,(como 5 bandas mas),pues nada, a ver que te parece.
    Salludo.

    • METALMANICO

      10 abril, 2014 at 0:03

      Ok ya te voy a comentar que me pareció la banda. Saludos y gracias por la recomendacion!

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>