Mugga (Mugga-Ep) – Crítica

Publicado por el 25 abril, 2012

Artista: MUGGA
Álbum: MUGGA
Estilo: Eclecti/Progressive Rock
Fecha: 26 de Marzo de 2012
Sello: Autoeditado
Nota: 8/10

MUGGA es un grupo impredecible, originalmente formado en 2006 por Antón Serrats (Bajo), Pocho (Batería) y Fernando Furones (Guitarra y Teclado). Años más tarde, en 2001, sería cuando la formación actual quedaría completa con la incorporación de Heras (cantante) y Pt (Guitarra y synth). Tal y como ellos lo indican en su hoja de prensa, describir el estilo de MUGGA es un verdadero quebradero de cabeza por la cantidad de estilos que pueblan su música, o por los cambios tan imponentes que se pueden apreciar en cada canción; pasando del Groove, slap bass con el funk de por medio, toques post-rock, muchas secciones instrumentales, solos eternos que recuerdan al rock psicodélico y progresivo de los 70. También cabe mencionar el apartado de la percusión y ritmos enérgicos, cuyos sintetizadores, loops y demás extrañeces, consiguen evocar un grado experimental, que pocas bandas poseen.

Voy a ser sincero, al comienzo de la escucha no daba un duro por este grupo; es más, su música me dejaba muy descolocado; es tal la pericia de estos músicos y de este disco; que si no sabes evolucionar al ritmo de las melodías, te quedas clavado. No cabe duda de que a simple vista la portada es bastante fea, no se a quien se le habrá ocurrido el diseño o incluir ese mono ahí; pero para lo que es el disco en sí; este frontal deja mucho que desear.

Por suerte, no tenemos que hablar de la portada y si del terreno musical que es lo que abunda en este ep homónimo de MUGGA; del cual he sacado bastantes cosas en claro; si uno se replantea escucharlo; que ponga atención y deje que su mente lo lleve; lo que mejor define a MUGGA es la improvisación; el disco se compone de 5 canciones muy variadas; tan distintas y diferenciadas entre sí; que después de escucharlo varias veces; quieres seguir empapándote de él.

Son tan abiertas sus atmósferas y las harmonías que contiene; que el talento innato de sus músicos, se queda pequeño para el resto de músicos que pueblan la escena nacional. Es un disco que no lo esperas, y que entra a tu cabeza, suscitándote todo tipo de sensaciones; no podría quedarme con ningún tema en especial; cada uno en su justa medida tiene algo que lo hace grandioso. Puntos negativos, no estoy demasiado familiarizado con el rollo rapero, o hip hop, y muchos de los temas, tiene ingredientes de esa rama específica, aunque su cantante Heras intenta salirse de todo lo establecido, aportando su toque personal; sigo pensando que a la voz le falta algo para sobresalir por encima de la música.

El disco tiene un toque rock rancio muy setentero que agradará a los más fieles al género. Entre las 5 composiciones tan elaboradas, empiezo por “Psychodelay”, porque es la que más me ha gustado; la lentitud con la que avanza, la sensación de vacío que se crea con la guitarra acústica es enigmática y anecdótica, los amantes de PINK FLOYD, pueden encontrar una senda para alucinar con los enigmáticos colores de sus loops y sintetizadores; el juego de bajo y batería, de tener una producción mejor, daría un sonido candente al resultado final; por suerte Heras canta de una forma diferente; adoptando otros registros la mar de interesantes.

A veces la música de MUGGA se parece a unos DIABLO SWING ORCHESTRA españoles con toques vocales raperos, una mezcla curiosa, (¿cierto?) por no decir extraña; les faltaría las trompetas para cerrar el círculo y ya sería la bomba; todo ello viene por el tema número tres, “Doubledeal” al que finalmente he podido cogerle el puntillo. Mucho ritmo bobalicón, y un punteado de guitarra armónico, exagerado por un trepidante juego de batería, desbocado. Los loops y sintetizadores hacen el resto. Otra forma de hacer rock, sin tener que repetirse; un corte muy original y apetecible. También tengo que decir, que su cantante, se adapta a todo tipos de terrenos, y eso es algo muy positivo, porque te da una perspectiva muy amplia de lo que MUGGA es capaz de hacer.

Secciones instrumentales que te quitan el hipo, ritmos progresivos por doquier; hay un tema excesivamente complejo, “Sideroxylon” que dura 7 minutos; y alberga infinidad de paralelismos; es uno de los temas más rockeros del plástico, que puede recordar en ocasiones la planta de formaciones como RAGE AGAINST THE MACHINE, o una conjunción de nu – metal hacia delante; melodías que desbordan tus sentidos y te transportan a otro paisaje, espacio, tiempo. La primeriza “The River” camina por un sendero parecido; más rock para pintar el linzo en blanco con diferentes alardeos instrumentales de altísimo nivel. El bajo introductorio del corte final, “Redpaw” nos invita a disfrutar a paso lento con un juego sintético y tenebroso, solos chiflados y distorsionados, invitándote a pasar una tarde mágica en todo el sentido de la palabra; si te atreves a vagar por el camino de la locura y de las melodías titubeantes de MUGGA, ya estás tardando, el viaje que estás a punto de emprender te llevará a correr riesgos muy apetitosos que jamás hayas probado. El nivel tan cualificado de sus músicos, hace posible un resultado tan vanguardista y ecléctico como nadie puede imaginar; simplemente diferente, recomendado.

FACEBOOK

Autor: Francisco J. Román


Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>