Mystic Prophecy (Killhammer) – Crítica

Publicado por el 14 octubre, 2013

mysticprophecy-killhammerArtista: MYSTIC PROPHECY
Álbum: KILLHAMMER
Estilo: Power/Speed/Thrash Metal
Sello: Massacre Records
Fecha: 27 de Septiembre de 2013
Nota: 8,5/10

MYSTIC PROPHECY emprenden un nuevo viaje con su nuevo larga duración “Killhammer”, puesto a la venta el pasado 27 de Septiembre a través de Massacre Records. La marca teutona vuelve por sus fueros, con un trabajo de impactante portada, con una imagen mucho más agresiva que la de su anterior compacto “Ravenlord” y con aires renovados.

La música de este contingente me recuerda a una mezcla entre PRIMAL FEAR, DREAM EVIL o FIREWIND. Cuando escuchéis el disco entenderéis el porqué. El nuevo viaje acechador de los alemanes, vuelve a embestir al oyente con sus riffs agresivos y sus agrietadas melodías de guitarra con el martillo como insignia principal, y el demonio, haciendo honor a su nombre.

Tras varios trabajos de un nivel medianamente acertado, este “Killhamer” vuelve a añadir dosis de intensidad letales en las canciones, tal y como refleja su artwork, con ese fuego rodeando la figura del demonio y las serpientes alrededor. La banda parece estar muy compenetrada, sobresaliendo las guitarras de Markus Pohl y Constantine, y el doble bombo de Tyronne Silva que marca el ritmo intrusivo de cada pieza.

Místico, piadoso, técnico y destilando agresividad en cortes como “300 In Blood”, uno de los más fieros del álbum con un entrante calmado para ponernos en situación, y una oleada de riffs tozudos, haciendo gala de ese Thrash afilado que mete MYSTIC PROPHECY en sus composiciones, una apisonadora que en directo puede ser una verdadera BOMBA. Una bomba en ebullición con los guturales de Roberto Dimitri Liapakis, hilvanándose con los tonos medios, en una sacudida capaz de resucitar a los mismísimos muertos del inframundo, con algunas de las partes destacadas más agresivas del compacto, como la del minuto 2.21 con una bocanada terrorífica, o los estribillos que tiran más hacia la melodía general del álbum.

Es imposible no empaparse de cortes como “Armies Of Hell” que te aniquilan por dentro con ese KILL, KILL, KILL. “Kill The Beast” con su formidable estribillo o ese dueto de guitarras, partes agresivas y melódicas, arraigando la fuerza abotonada de los solos, que marcan el paso de muchas canciones, en especial esta, junto con “Angels Of Fire” donde el bajo de “Connor” rebosa intensidad, frente a la escalofriante atrocidad de la batería de Tyronne Silva, con una entrada crecida frente al resto de piezas, o los gorgoteos supurantes de las guitarras, donde el señor Roberto Dimitri, vuelve a hacerse dueño y señor finalizando con unos voceríos nada usuales en este tipo de bandas.

MYSTIC PROPHECY han ganado en contundencia estos años, y en este “Killhamer”, se puede ver toda esa mezcla de rabia e ira, destilando mala leche en explosiones de solos que me recuerdan un poco a la marca de agua que usa el señor Zak Wylde en sus creaciones. Las canciones navegan por mares de pesadez constante, fluyendo a través de riffs tradicionales más propios del Thrash Metal, dirigidos hacia un lado Heavy cuando hablamos del corte que da nombre al disco, que lleva consigo uno de los estribillos más aplaudibles y mejor conseguidos del álbum; un martillo constante que te hace retemblar por dentro con una pegada que se adhiere a tus entrañas, junto al fantástico aullido de las guitarras del minuto 2.52, y ese final coreable “Fight, kill, win” rememorando las viejas glorias de MANOWAR.

Todo un portento cargado de dureza y fuerza bruta, pero sin olvidarse de la melodía. En el disco también hay cabida para temas más pausados como “To Hell And Back”, aunque el poderío de este trabajo reside en las guitarras fieras y en la potencia recursiva que MYSTIC PROPHECY implementan en canciones como “Children Of The Damned” o “Warriors Of The Northern Seas” donde la parte más colorida la añade la voz de Roberto, siendo “Set The World On Fire” otro trallazo de Power Thrash Épico a como nos tienen acostumbrados los germanos. Para finalizar se incluye una versión de Ozzy Osbourne, del famoso “Crazy Train” que pone la guinda definitiva a este octavo trabajo de la formación teutona, que no sólo sorprende con su imagen exterior renovada, sino que añade otro toque de distinción a su ya dilatada carrera.

Componentes:

Roberto Dimitri Liapakis – Voces
Markus Pohl – Guitarra
Laki Ragazas – Guitarra
Connie Andreszka – Bajo
Tristan Maiwurm – Batería

Tracklist:

01. Killhammer
02. Armies of Hell
03. To Hell and Back
04. Kill the Beast
05. Hate Black
06. Children of the Damned
07. 300 in Blood
08. Angels of Fire
09. Warriors of the Northern Seas
10. Set the World on Fire
11. Crazy Train (Ozzy Osbourne Cover)

WEB

Autor: Francisco J. Román

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>