Scorpions (Return to Forever) – Crítica

Publicado por el 3 marzo, 2015

scorpions-returntoforeverArtista: SCORPIONS
Álbum: RETURN TO FOREVER
Estilo: Heavy/Hard Rock
Sello: EMI/Colombia SevenOne
Fecha: 23 de Febrero de 2015
Nota: 7,5/10

Es increíble la manía que tienen ciertas bandas de marear la perdiz. Nunca entendí eso de cambiar de opinión a cada rato. SCORPIONS ha hecho lo mismo que JUDAS PRIEST cuando anunciaron su retirada.

Nunca es fácil hacer algo de lo que no estás completamente seguro, es más, dudo mucho que una banda con una popularidad tan grande como la de SCORPIONS cese su actividad así de repente para vivir de las rentas; cuando todavía pueden sacar buenos trabajos. Una banda que ha cosechado tantos éxitos en el mundo del rock y de la industria en general, no tiene porque jugar al despiste de esta forma. ¿Marketing? Posiblemente vaya encaminado en esa dirección.

Algunos podrían pensar, que falta de respeto hacia sus seguidores, o que forma de venderse y enterrarse ellos mismos. Una estrategia de este tipo no beneficia a nadie, y jugar a dos bandas es algo que nunca me ha gustado. Personalmente, estoy desencantado con esa actitud, pero por otra parte, estoy encantado con que SCORPIONS saquen nuevo disco. Para alguien que ha seguido su carrera paso a paso, es difícil enterrar a una banda así de repente.

Hablar de SCORPIONS, es hablar de historia, de una de las leyendas del Heavy/Hard Rock actual más importantes de los últimos años. Desde su etapa setentera, en la que militaba el genio de las seis cuerdas Uli Jon Roth, que sacó disco recientemente y que reseñamos aquí en la web. Desde dicha etapa, la banda cambió sobremanera, al menos con la entrada de Matthias Jabs, los alemanes siguieron cosechando éxitos. Lo cierto, es que pese a la negativa de muchos por tratarlos como una banda más del escuadrón teutón, los alemanes forjaron un estilo propio con sus portadas e hicieron negocio con las baladas, un éxito superventas en medio mundo.

Curiosamente se habla más de esa faceta de la banda, que de la época rockera del quinteto. Y muchos conocen a SCORPIONS por sus hitos romanticones, pero pocos hablan del rollo Hard/Heavy de la banda, a excepción de los que estamos metidos en la escena. Álbumes como “Acoustica” no beneficiaron en nada a la banda, ya que se vendieron una imagen de una agrupación popular, metida en el saco de la escena pop. Admiro a SCORPIONS en muchas cosas, pero hay etapas de su carrera que no me atraen, y no porque se hayan vendido, sino porque hay discos que no me llaman la atención; es el caso de “Eye II Eye” o “Pure Instinct”, donde perdieron la magia de sus portadas y encima fijaron un norte desconocido, perdiendo toda la fuerza o entrega anteriormente conseguida.

Rescatar joyas de la discografía más temprana de SCORPIONS no es tarea difícil. De hecho, tras la salida de Uli, forjaron tres álbumes soberbios como “Lovedrive”, “Animal Magnetism” y “Blackout”, donde sorprendieron con sus títulos, el tipo de rock que hacían molaba bastante. Pero cuando realmente dieron el campanazo fue con “Love at First Sting” que se convirtió en todo un éxito, temas como “Rock You like a Hurricane” o “Still Loving you” son super-conocidísimos y han sido maltratados por la banda, y sus discográficas con tal fin de hacer negocio. El caso más claro es el “Acoustica” que ya nombré antes, o discos editados recientemente como aquel “Comeblack” donde irónicamente incluían éxitos pasados regrabados y versiones de otros artistas. Una forma de vender “nuevo material” con tal de decir; Ea nuevo disco de SCORPIONS. Es lo que tiene ser tan famoso que con tal de que la llama de la popularidad no se apague, que mejor que recordar viejos éxitos por si todavía hay alguien que no los conoce. Dudo que haya alguien que no conozca a SCORPIONS.

De esta última etapa Hard Rockera tenemos un guiso de calidad la mar de atractivo, “Umbreakable” y “Sting In The Tail” es de lo mejorcito que ha editado la banda en los últimos años. Inclusive “Humanity – Hour 1” está dentro de esa escala de grandes discos como aquel “Crazy World” de los 90. Dos formas de hacer Hard Rock melódico con la mirada puesta en el cambio. Ambos incluyen temas (propios) de una calidad musical bastante factible. Por consiguiente, la última adquisición “Return to Forever” (después de tantos refritos musicales, grandes éxitos, compilaciones o álbumes en vivo) es un trabajo meritorio, enérgico, repleto de temas sencillos y pegadizos como el single de apertura “We Built This House”.

Lo bueno que tiene el disco es que está cargado de temas con gancho, fáciles de escuchar. La facilidad de los ritmos, la buena producción o los estribillos hacen posible que disfrutar de temazos como “Going Out With A Bang” o “All For One” sea pan comido. Temas tan diferentes entre sí, con inicios clásicos y guitarrazos propios marca Matthias Jabs/Rudolf Schenker. Riffs simples que van (a lo práctico) a sacarte una sonrisa y a dejarse de complicaciones. Es el caso de ese último corte, que tiene la potencia del mejor Hard Rock que yo recuerde. Aunque si hablamos de fuerza, velocidad y valentía, es imposible dejar de lado la repetitiva “Rock My Car” con el típico Ouoooohhh característico al comienzo y un estribillo marca de la casa.

El disco se divide en dos partes, están los temas más rockeros, directos que cualquier seguidor no debería dejar pasar y luego están los temas más lentos (o comerciales) en los cuales hay partes remarcables de todos los colores. Por ejemplo “Catch Your Luck And Play” es un corte sencillito pero eficaz. El ritmo de batería tan guasón de “Rollin’ Home” no pasará desapercibido, es un tema de “éxito” propio de las radio-fórmulas. “House of Cards” es la típica balada acústica que tampoco tiene fondo amargo, la calidez de Klaus y su templanza, la hacen merecedora de estar en cualquier repertorio que se precie. La cañera y lenta “Hard Rockin’ The Place” te hará revivir los mejores momentos del Hard Rock setentero. La trepidante “The Scratch” con sus guitarras rollizas tiene una magia distinta, no obstante las sensitivas “Eye Of The Storm” y “Gypsy Life” no pasarán a la historia, pero si te animas y les das un tiento seguro que sacas algo bueno de ellas.

Si esperamos un regreso al pasado, nos daremos un canto en los dientes, sin ser el típico discazo que muchos han vaticinado, nos encontramos ante un trabajo bastante notable, normalito dentro de lo que cabe. Lo que si me echa para atrás, es la cantidad de bonus tracks (4 en total) que incluye la versión digipack. Personalmente lo veo innecesario, con los doce temas que incluye la edición normal es más que suficiente. Aunque claro, con tal de vender, qué más da 12 que 16. Algunos dirán, mientras más temas mejor, pero yo no lo veo así. De todos esos bonus, hay uno que tiene la fuerza y el gamberreo propio del disco, hablo de “Dancing With The Moonlight”, el resto son temas triviales que no dicen gran cosa como “The World We Used To Know” con un Klaus Meine totalmente apagado. La pieza “When The Truth Is A Lie” si que tiene algo de chispa, su sonido eléctrico y acústico puede ser un plato de buen gusto para aquellos que os gusta la diversidad entre estilos.Como nota adicional, la versión digital incluye un bonus titulado “Delirious” y para colmo, suena hasta mejor que muchos de los bonustracks, increíble.

A pesar de la flojera en algunas partes del disco, Schenker y Jabs siguen afilando su sonido con verdaderos riffs clásicos de corte dinámico y solos brillantes. Al menos Klaus Meine pronuncia de maravilla como siempre lo ha hecho. SCORPIONS todavía tienen mucho que ofrecer, por eso tal y como comentaba al comienzo de la reseña, me parece muy extraño que la banda quiera tirar la toalla tan pronto, cuando todavía son capaces de producir y escribir temas valiosos.

“Return to Forever” es prácticamente un disco más. Un disco divertido de escuchar y agradable, tampoco es la joya que algunos esperaban. Un álbum de Hard Rock melódico normalito, cargado de temas sencillos y melodías afines. Quizás le falte algo de potencia, más garra y más agudeza compositiva, pero es un trabajo que se disfruta casi sin esfuerzo; basta pulsar el play y vivir grandes momentos. Eso sí, no esperéis la magia, la chispa y el buen feeling de sus primeros trabajos, algunos seguiremos esperando, pero dudo mucho que vuelvan a esa época. Por lo pronto toca disfrutar con lo que hay, que no es poco.

Componentes:

Rudolf Schenker – Guitarras
Klaus Meine – Voces
Matthias Jabs – Guitarras
James Kottak – Batería
Paweł Mąciwoda-Jastrzębski – Bajo

Tracklist:

01.Going Out with a Bang
02.We Built This House
03.Rock My Car
04.House of Cards
05.All for One
06.Rock ‘n’ Roll Band
07.Catch Your Luck and Play
08.Rollin’ Home
09.Hard Rockin’ the Place
10.Eye of the Storm
11.The Scratch
12.Gypsy Life

FACEBOOK

Autor: Matthew Bourdais

6 Comentarios

  1. LMZ666

    3 marzo, 2015 at 20:09

    Quizás pedir que conserven la magia de sus trabajos anteriores pero de todas formas Return to Forever no es mal disco, no es perfecto pero tiene su caña y es sorprendente que Klaus Meine aún conserve su buena voz a pesar del paso de los años… me alegra que sigan activos y que aún sepan sacar buen material

    • LMZ666

      3 marzo, 2015 at 20:11

      *Quizás pedir que conserven la magia de sus trabajos anteriores es mucho pedir… quería decir en el primer comentario, jeje

      • Matthew Bourdais

        9 marzo, 2015 at 2:14

        Para nada, no es un mal trabajo, y se escucha con mucha facilidad, lo cual me agrada bastante, porque muchas veces los trabajos que tardan en gustar se vuelven tediosos y aburridos. Habría necesitado algo más de garra y fuerza en algunas composiciones o creatividad, pero generalmente es un disco muy apetecible y que te hace pasar buenos ratos. Saludos.

  2. Alber_Metal

    9 marzo, 2015 at 2:07

    Con éste nuevo disco de SCORPIONS no tenía buenas expectativas, no me esperaba un disco perfecto, pero graso error, y vaya error el que tuve. El disco recién me lo compré ayer Sábado en formato Digi-book con los 12 cortes originales más 4 canciones extras, tan solo 12’99 Euros. Yo creo que este disco es otro monumento de Scorpions, tanto la portada como las 16 canciones son espectaculares y tienen mucha fuerza a parte la calidad que siempre está garantizada por parte de este grupo mítico. No soy un fan incondicional de Scorpions, ni tan siquiera es de mis grupos favoritos, pero sé cuando un disco merece una buena nota o al contrario una mala crítica. El caso es que este (Return To Forever) me dejó una buena sensación en el cuerpo.

    • Matthew Bourdais

      9 marzo, 2015 at 2:11

      Yo conozco la mayoria de sus obras, y bueno personalmente me ha parecido un buen disco, no el mejor, porque anterior a este tienen mejores trabajos. Pero para el que haya escuchado el disco por primera vez, y no conozca sus grandes joyas, le parecerá un buen trabajo. Cosa que no discuto, es un buen disco, para mi como ya dije en la crítica, normalito, pero un buen disco. Saludos.

  3. Alber_Metal

    9 marzo, 2015 at 2:42

    Hombre, yo conozco todos sus discos, conozco muy bien su trayectoria, lo que no soy un incondicional de ésta banda. No creo que haya Metalero en el mundo que no conozca a fondo a un grupo como este. Obviamente que no es su mejor disco, pero creo que será unos de los discos más recordados encuanto a Hard Rock se refiere de este 2015.

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>